Edición de «El hombre que iba a casa del dentista», de E. Jardiel Poncela


BIBLIOTECA NUEVA, MADRID, 2017

La narrativa breve de Jardiel es un producto de sus inicios literarios, aunque escribió cientos de escritos, que se publicaron a partir de 1920 en La Correspondencia de España, La Nueva Humanidad, ABC, La Libertad, La Acción y otros periódicos. Algo muy bueno para la literatura humorística española sucedió en ese año de 1922: la fundación del semanario Buen Humor, en el que Jardiel  colaboró durante años junto con Edgar Neville, Miguel Mihura, Jerónimo Mihura, Antonio Robles, Manuel Abril, Ernesto Polo, Manuel Lázaro, Samuel Ros, Tono y Ramón Gómez de la Serna, con los que además formaría la «pandilla de humoristas».
         En esta publicación y en otra de parecida tendencia, donde se cultivaba un humor absurdo y distinto, Gutiérrez, se produjo el cambio radical del tremendismo al humor en el estilo literario de Jardiel. En estas publicaciones escribía todo tipo de cuentos y artículos e incluso hacía falsas «traducciones» de supuestos humoristas extranjeros.
         Esta recopilación que presentamos de cuentos totalmente olvidados desde los años veinte y nunca vueltos a reimprimir es fresca, original, atractiva, divertida y muy «jardielesca», en al más amplio sentido de la palabra. Los cuentos de Jardiel son muy vanguardistas y en ellos hace despliegue de gran cantidad de innovaciones literarias en lo referente a planteamiento y construcción. Muchos de ellos poseen un alto componente de absurdo y suelen tener como protagonista al propio autor, que escribe en primera persona y recalca su personalidad como un ser excéntrico y excepcional por las cosas que le sucedían.
         No nos cabe ninguna duda de que estos relatos harán las delicias de todo tipo de lectores actuales, como lo hicieron en su momento.